La investigación social debe generar propuestas que complementen la agenda gubernamental

Biblioteca del Instituto de Investigaciones Sociales de la UNAM. Fotografía: Ehécatl Cabrera

Directivos de prestigiosas instituciones compartieron puntos de vista sobre las oportunidades y los desafíos para las ciencias sociales en México

En meses recientes, y a raíz de las elecciones federales, se ha perfilado un cambio sustancial en el enfoque de la política científica y tecnológica del país, estos cambios surgen del supuesto que la política vigente no ha respondido a las necesidades de la sociedad mexicana. Fuera de los aciertos o desaciertos de esta reformulación, esto abre la oportunidad para revisar la agenda de las ciencias sociales y su relación con la sociedad, afirmó Alberto Hernández, Presidente de El Colegio de la Frontera Norte.

El énfasis de la nueva dirección del Conacyt, que busca que la investigación científica tenga impactos en la mitigación de las desigualdades sociales, es un cambio en las prioridades gubernamentales, pero no tanto en la ciencia. La investigación aplicada al diseño de políticas públicas y a la toma de decisiones es una parte importante de la vida académica, expresó el investigador, y agregó que, es una responsabilidad de la comunidad académica en ciencia sociales articular propuestas claras y pertinentes que se complementen con la agenda gubernamental de prioridades nacionales.

Es necesario repensar el papel, aporte y desafíos de las ciencias sociales a partir de la emergencia de diversas temáticas en el contexto mundial y nacional, y encontrar y construir mejores soluciones a problemáticas complejas que exigen una mirada multi e interdisciplinaria desde un enfoque de política pública, afirmó Gloria Del Castillo Alemán, Directora General de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales

La nueva iniciativa de Ley en Ciencia generó que la comunidad tuviera que fijar posiciones frente al nuevo gobierno, señaló José Antonio Serrano Ortega, Presidente del Colegio de Michoacán. El COLMICH es un instituto que nace en 1979 de la necesidad descentralizar la investigación y enfocarse también en los Estados, por tanto, uno de los elementos más importantes a considerar en la agenda de este Colegio es la relación entre la docencia y la investigación.

En cuanto a los retos, Serrano comentó que el trabajo individual es una tradición muy fuerte que entorpece los agrupamientos entre investigadores con identidades disciplinarias muy marcadas, esto lo han intentado resolver a través de observatorios y laboratorios dónde académicos de diferentes disciplinas, tanto sociales como de ciencias duras, trabajan desde un enfoque multidisciplinario para la comprensión de un fenómeno social.

Las instituciones académicas en ciencias sociales son las responsables de plantear y avanzar en un diálogo con el poder para contribuir en la visión de qué somos y qué podemos hacer, afirmó Agustín Escobar Latapí, Director General del Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social. En segundo lugar, mencionó que es necesario restituir el diálogo entre poder y la academia que permita la construcción de una sociedad más justa.

Sí hubo un cambio, ya que existen nuevos conceptos y adjetivos que constituyen los nuevos panoramas políticos en México, expresó el investigador, y reiteró que, a pesar que en ciencias sociales siempre habrán oposiciones, si se encuentran ciertos conceptos duros en los que se estén de acuerdo, se podrá presentar un frente más fuerte. Dos temas que pueden ser ejes en la investigación del país son desigualdad y democracia, afirmó el investigador.

Los imperativos que marca el Sistema Nacional de Investigadores estructuran las agendas individuales de investigación y crean problemas que aún no se han sabido resolver, expresó Vicente Ugalde Saldaña, Secretario Académico de El Colegio de México. Hablando sobre la manera de plantear proyectos, reconoció la importancia de los trabajos colectivos y multidisciplinarios que logran un mayor impacto que los proyectos individuales.

Otra preocupación que compartió Ugalde, fue la enseñanza del oficio de investigador a los estudiantes de doctorado, ya que a pesar de los avances tecnológicos y el mayor acceso a la información, saber formular preguntas es un asunto prioritario en la disciplina de la investigación, y agregó que, el trabajo de las ciencias sociales es volver la realidad inteligible, esto condiciona la manera de cómo se enfrentan los trabajos de investigación y cómo se tratan los problemas sociales.

La mesa redonda La Agenda de las Ciencias Sociales: problemas y desafíos, presidida por Miguel Armano López Leyva, Director del Instituto de Investigaciones Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México (IIS-UNAM), se llevó a cabo el 9 de abril de 2019 en el Auditorio del IIS-UNAM como parte de las actividades de la 7° Feria del Libro en Ciencias Sociales.


Fotografías del evento


Descarga la entrada como PDF

Descarga la entrada como EPUB


Podría también gustarte...

Comenta esta entrada