Multidireccional, movilidad de religiones y rituales

* Aprendizajes rituales son relocalizados y transmitidos en diversos contextos

 

Por Jessica Del Olmo Sansores.

México, D.F 22 de mayo de 2015.- En el marco del Seminario Permanente de Cultura y Representaciones Sociales, coordinado por Gilberto Giménez y Hugo José Suárez, del Instituto de Investigaciones Sociales de la UNAM, se llevó a cabo la conferencia “La religión de la ubicuidad. Tránsitos y movimientos de la experiencia religiosa mexicana”, impartida por Renée de la Torre del CIESAS Occidente.

Como preámbulo a la conferencia, Gilberto Giménez señaló la existencia de problemas contemporáneos relacionados con el fenómeno religioso, como el identificado desde estudios estadísticos que revelan la inexistencia de una cultura del cuidado del medio ambiente en grupos católicos y cristianos de Estados Unidos. Dicho fenómeno se debe a la enseñanza de creencias que parten de la idea de que los recursos naturales están al servicio del hombre dentro de un imaginario vertical, al contrario de un imaginario ecológico horizontal.

Este aspecto se ve reforzado con la concepción de la segunda venida de Cristo, la cual está anunciada por desastres ecológicos que lejos de ser un problema, son signos del apocalipsis y por lo tanto, quienes comparten esta noción, no se plantean sacrificios de consumo personal para evitar el deterioro del planeta, aseveró el investigador.

Por su parte Renée de la Torre presentó la investigación “Transnacionalización de las religiones desde el sur”, en la cual analiza la movilidad de las religiones y rituales que se han vuelto multidireccional, e identifica agentes extranjeros que obtienen aprendizajes rituales, que son relocalizados y transmitidos en otros contextos.

Así mismo señaló que los elementos elegidos por dichos agentes, son aquellos cargados de raíces y anclados en torno a los símbolos que se encuentran en los orígenes de una nación. Y afirmó que las mediaciones que permiten la transmisión de conocimientos rituales son diversas, como en el caso del continente americano, donde éste proceso se realiza a partir de la migración y el cruce transfronterizo, a diferencia de Europa, donde se desarrolla por medio de los buscadores espirituales, personas que viajan a diferentes países en búsqueda de aprendizajes religiosos.

Dichos fenómenos de transferencia religiosa trasnacional, se desarrollan desde procesos de hibridación cultural ya que los diversos rituales importados de otros contextos, se contextualizan y retroalimentan con cada una de las costumbres propias, afirmó la investigadora.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 + three =