Sistemas complejos: marco para analizar las diversas dimensiones de la alimentación humana

* La construcción de un problema complejo implica una toma de posición ética, política e ideológica

Ciudad de México, 16 de febrero de 2018.- La alimentación humana no es únicamente un fenómeno biofisiológico, también es un hecho sociocultural, histórico, económico y político. Este problema solo puede abordarse desde una perspectiva interdisciplinaria que, en lugar de reducirse a la mera yuxtaposición de los resultados de diversas disciplinas, permita un acoplamiento de diferentes áreas del conocimiento en función de un marco epistémico común, afirmó Gilberto Giménez, investigador emérito del Instituto de Investigaciones Sociales de la UNAM.

Durante la presentación del ciclo 2018 del seminario “Cultura y representaciones sociales”, coordinado por Gilberto Giménez, Jorge A. González y Tommaso Gravante, investigadores del Centro de Investigaciones Interdisciplinarias en Ciencias y Humanidades de la UNAM, Giménez afirmó que los procesos de investigación interdisciplinaria deben alternar momentos de integración y momentos centrados en las especialidades. El problema no está en la especialización de las disciplinas, sino en su fragmentación e hiper-especialización dispersa, señaló el investigador.

En el caso del problema alimentario, desde la perspectiva de los sistemas complejos se observan tres comportamientos que serán analizados durante el seminario presentado: la vulnerabilidad, la adaptación y la resistencia, afirmó Tommaso Gravante. Si bien no es posible solucionar dicho problema, se busca generar preguntas de investigación más claras y poder aterrizar los resultados de las investigaciones a la realidad, señaló el investigador.

La ciencia nunca ha crecido dedicándose a complacer a los que tienen el poder, sin embargo, es probable que, al afectar intereses económicos muy poderosos, han sido invisibilizados los resultados de ciertas investigaciones. Esto sucede en el caso de los estudios que indagan sobre las consecuencias en la salud del consumo de alimentos procesados, afirmó Jorge A. González.

Un problema complejo nunca es evidente, es construido por un colectivo multidisciplinario desde una toma de posición ética, política e ideológica. Asimismo, este enfoque implica un proceso de investigación en el que se analizan hechos para encontrar las relaciones que estos hechos tienen entre sí, lo que posteriormente permite comprender estos hechos y sus relaciones como procesos, afirmó el investigador.

El seminario, que este año continuará analizando el imaginario y las representaciones sociales de los sistemas alimentarios, se llevará a cabo mensualmente en la Sala de Usos Múltiples del IIS-UNAM.


Fotografías del evento


Video del evento


Fotografía de portada: waferboard

Podría también gustarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

38 − = thirty seven